¿Conoces el hogar de Daniel Radcliffe (Harry Potter) en Nueva York?

¿Alguna vez has pensado en cómo viviría Harry Potter una vez hubiera terminado su estancia en Hogwarts? El epílogo de los libros nos contó que el protagonista de la saga de magos literaria más famosa de todos los tiempos comenzó a trabajar en el Ministerio de Magia. Sin embargo, ¿esto da suficiente dinero para granjearse una vida digna? Te podemos decir con rotundidad que la respuesta se afirmativa. Este es el hogar de Daniel Radcliffe en Nueva York.

Un hogar de cuatro millones de euros para Daniel Radcliffe

La casa de  Daniel Radcliffe en Nueva York
Fuente: Astrolabio

Quien encarnara al mago más famoso de todos los tiempos vive hoy en día en Nueva York. Si había algo que tenía claro Daniel Radcliffe una vez terminó con la grabación de las adaptaciones a la gran pantalla es que quería escapar de Reino Unido y tratar de encontrar un hogar en un país donde no fuera tan fácil reconocerle. El final de este cuento es que ni siquiera en Estados Unidos pasaba desapercibido y que esto ha desembocado en grandes problemas a nivel anímico, físico y psicológico, pero como en iCasas México preferimos fijarnos en lo bueno de la historia, vamos a centrarnos en contarte cómo es el impresionante lugar donde vive en la ciudad de Broadway.

De hecho, Broadway tiene mucha importancia en su vida. Después de todo, Daniel Radcliffe decidió que quería vivir en Nueva York cuando acudió como espectador por primera vez a uno de sus espectáculos. Las luces, el sonido y el ambiente le enamoraron y desde entonces ha movido cielo y tierra por lograrlo.

Así, y gracias a las ingentes e inimaginables cuantías de dinero que maneja a causa de su papel en las películas de Harry Potter, pagar cuatro millones de dólares por un hogar no es nada que se salga de sus planes. Parece que el Ministerio de Magia no invierte mal en sus empleados, después de todo.

¿Cómo es la casa de Harry Potter por dentro?

Además, se trata de una vivienda muy interesante. Fue construida en el siglo XIX por un marino. Este quería que sus hijas tuvieran un hogar cuando este tuviera que navegar durante jornadas muy extensas.

Son trescientos metros cuadrados donde practicar la magia. No obstante, todo mago, por mucho control del uso de la magia que tenga, requiere también de las comodidades normales de cualquier ser humano. Por ello, tiene cinco dormitorios, cuatro cuartos de baño lujosos, seis chimeneas para viajar entre los diferentes lugares del mundo mágico y un pequeño jardín de once metros cuadrados en los que aparcar su coche volador.

¿Hasta dónde le llevará la magia? ¿Cuánto tiempo servirá de combustible para su vida?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *